vconuepan Julio 30, 2016 Sin Comentarios

Austral Temuco: Violación del principio de objetividad.

De ser verdad las acusaciones del ex fiscal José Traipe nos encontraríamos ante una situación de suma gravedad, ya que algunos fiscales estarían violando flagrantemente los principios del proceso penal, considerando como culpables per se a ciertas personas y abusando de la prisión preventiva como medida de escarmiento.

El problema surge cuando algunos justifican la prisión preventiva en atención a la gravedad -o lo mediático del caso- del delito imputado. Sin embargo, esta idea parte de un prejuicio ampliamente difuminado, pero no por ello correcto, esto es, que la prisión preventiva constituye un escarmiento por delitos comprobados. Esto no es así, porque mientras no exista una sentencia judicial, los imputados que estén siendo investigados deben ser considerados inocentes. Si, incluso los mapuche deben ser considerados inocentes.

Además, de ser comprobados los hechos que fundan la demanda del ex fiscal José Traipe, el Ministerio Público estaría violando el principio de objetividad regulado en la Constitución y la Ley Orgánica Constitucional del Ministerio Público, principio que señala que es el deber del Ministerio Público investigar con igual celo, no sólo los hechos y las circunstancias que funden la responsabilidad penal de los imputados, sino también aquellos hechos que los eximan de aquellos.

En circunstancias que el propio presidente de la Corte Suprema, Hugo Dolmesth, ha dicho que se ha judicializado innecesariamente el conflicto en La Araucanía, preocupa de sobremanera que los fiscales se estén convirtiendo en un peligro para la sociedad mapuche y estén socavando el Estado de Derecho en perjuicio de nuestra libertad personal y a la seguridad individual.

Venancio Coñuepan
Director Ejecutivo
Fundación Chile Intercultural

Fuente: Diario Austral Temuco